lunes, 7 de octubre de 2013

Isabel Ordaz- Actriz y escritora



 

Isabel Ordaz (Madrid, 1957). Es reconocida por todos por sus papeles en famosas series de televisión como Aquí no hay quién viva como "La Hierbas" y La que se avecina como "Araceli". Fue galardonada con el Goya a la Mejor actriz revelación (1997) por la película Chevrolet.  La literatura es otra de las facetas de Isabel ya que tiene publicados varios poemarios y un libro de relatos en la editorial Huerga y Fierro.

Enrique Gambín López - ¿Cómo se define?
Isabel Ordaz- Nunca se me ha dado bien hablar de mí misma, pero si tuviera que apuntar algo, en este momento valoro mucho la amistad y la alegría.

E.G.L. - ¿Cuáles son sus maestros?
I.O.- Mis maestros son muchos y dependen de cada época de mi vida, incluso puedo decir que sigo encontrando maestros, nunca se deja de aprender, ese es el verdadero maestro: la actitud y la curiosidad de aprender.

E.G.L. - Un autor:
I.O.- Nunca hay un solo autor, pero si tuviera que elegir, en este momento elegiría a Shakespeare, todos los colores de la condición humana están en sus obras

E.G.L. - Un libro:
I.O.- Igualmente creo que elegir un solo libro sería dejar a otros mucho fuera de mi vida, y han sido muchos y muy variados los que me han ido formando, pero ahora mismo estoy leyendo la biografía de Belmonte de Chaves Nogales

E.G.L.- Su canción favorita:
I.O.- Mi ignorancia musical es bastante grande, escucho poca música, dado que me gusta mucho el silencio, pero si tuviera de decir algo, elegiría la banda sonora de la película “Todas las mañanas del mundo” de Jordi Savall

E.G.L.- Una película:
I.O.- ¡¡¡Tantas!!!!  Citaré la misma “Todas las mañanas del mundo”, es una película de los años 90 sobre un guión del escritor Pascal Quignard

E.G.L.- Se recuerda especialmente su papel en Aquí no hay quién viva, pero su trayectoria en la televisión ha sido muy prolífica. Ha formado parte del reparto de series como Teresa de Jesús o actualmente forma parte de La que se avecina. ¿Qué serie le ha marcado más?
I.O.- Mi participación en las series de televisión en las que he participado me han dado siempre mucho contento, trabajo, oficio y casi siempre el reconocimiento del público, está última especialmente, lleva ya mucho tiempo en antena, aunque yo he entrado y salido muchas veces por otros compromisos.  La creación de La Hierbas o Araceli me ha hecho controlar mucho las reglas de la comedia en sus distintas manifestaciones.

E.G.L.- Ganó un premio Goya por su papel en Chevrolet. ¿Qué sintió al recibir ese reconocimiento?
I.O.- La película Chevrolet de Javier Maqua me dio muchas satisfacciones, el premio como mejor actriz en el Festival de cine de Moscú, en el de Miami y el Goya, después no he hecho demasiado cine pero lo poco que he hecho ha sido para mí muy rico, por ejemplo “La Reina Isabel en persona” o “Teresa-Teresa” las dos del director Rafael Gordon.

E.G.L.- ¿En qué formato se siente más cómoda en cine, en televisión o en teatro?
I.O.- Cómoda, cómoda me siento en televisión, pero el trabajo de una actriz es más rico y creativo en el teatro, si quieres crecer como actriz nunca puedes dejar de hacer teatro, allí están las grandes pasiones y sobre todo la palabra

E.G.L.- Ha publicado varios libros de poemas. ¿Qué significa la literatura para usted?
I.O.- Como decía alguien más sabio que yo, que no soy nada sabia, la literatura tiene el poder de crear “ámbitos de realidad”  que a mí me parece algo muy importante, es decir puede sacarte del ámbito de la necesidad para conducirte por el ámbito del sueño o del anhelo: anhelo de belleza, de orden, de amor, así que sí, para mí la letra cuenta.

E.G.L.- ¿Qué poetas o escritores la han marcado más?
I.O.- Son muchos y de diferente condición y pelaje los que me han ido enseñando y formando como ya he dicho antes, mi primer libro serio fue  El Principito, antes devoraba novelas de Agatha Christie, después enloquecí un poco con Nietzsche, el teatro, después vino el novelón del XIX,  Pérez Galdós,  Leopoldo A. Clarin, Thomas Mann,  Milton, los latinoamericanos, etc.  Y en el entreacto todo lo demás, algunos, afortunadamente, borrados de mi memoria.  Citaré tres poetas: Cesar Vallejo,  San Juan de la Cruz y Emily Dickinson.  Ahora intento estudiar la Biblia.

E.G.L.- Algunos de sus poemas son reivindicativos. ¿La injusticia inspira al poeta?
I.O.- Personalmente creo que la injusticia nunca puede inspirar nada porque es una “putada”.  A mí me inspira la belleza y el dolor, el propio y el ajeno.

E.G.L.- ¿Se considera una actriz que escribe o un poetisa que interpreta?
I.O.-  Bueno, mira, trato de no considerarme; considerarse, mirarse, estar pendiente de uno mismo es muy aburrido. Me gustan las historias,  la mente cuando se esfuerza en pensar o el arrebato de la palabra cuando, como en la poesía, intenta ser pájaro.  Sobre todo creo que me dedico a contar historias, cuando interpreto encima de un escenario o ahora mismo en un libro de relatos que acabo de publicar, editado por Huerga y Fierro, que se llama “Despedidas” y que es el primer libro de relatos que publico.  Contar historias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario